martes, 10 de marzo de 2015

Historía de una des-ilusión. Capitulo 3: El renacimiento


Estaba tan destrozada que se lo conté a unos amigos, nadie se lo creía, pues parecía un chico muy amable y detallista, aunque "Pedro" el novio de una amiga  me  ofreció su ayuda el día que decidí dejar a mi marido, acompañándome a recoger mis cosas.  No me atrevía a enfrentarme con  la persona a la que tanto ame, ¡estaba aterrada! ese día tome una decisión que cambiaría el curso de mi vida.



Conseguí un trabajo de modista en una conocida marca nacional, el nuevo empleo me proporciono los suficientes ingresos para alquilar un estudio de 30 metros cuadrados. Poco a poco fui encontrándome a mi misma en el mundo de la moda, comencé a  diseñar y confeccionar ropa, puse una página de venta en linea  llamada "Ilusión Fashión" mis productos empezaron a venderse a un ritmo creciente hasta llegar a tener gran prestigio a nivel mundial.


 A pesar de haber llegado a actuar con cierto recelo al acercarme a un hombre. Un buen día conocí a mí media naranja, "Alejandro" un señor con buen porte de mediana edad, realmente bello tanto por fuera como por dentro. Mi vida volvió a resplandecer, el mundo que tan sombrío pudo parecer, adquirió una intensa  luminosidad. Al final conseguí mi sueño, ser feliz con la persona amada.


Tengo que decir que las malas experiencias a pesar de ser muy difíciles de superar, te enseñan a crecer, teniendo fe en ti misma y aceptando la ayuda de algunas personas que se cruzan en la complicada trayectoria de tu vida puedes conseguir lo que quieras,  siempre que actúes con el corazón.
Un abrazo a las personas que sufren malos tratos o que se encuentran perdidas, desde mí modesto blog me esforzare por arrojar algo de luz a sus preciosas almas.

El contenido de esta publicación está basado en hechos reales, aunque ninguno de los nombres, personajes y  fotos se corresponden con la realidad.

Modelo: Barbara  Palvín

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada